jueves, diciembre 23, 2010

Inoportuna

El recorrido espacio-tiempo estaba bacheado en aquel instante.
Distante percibía mis dedos.
Mi cuerpo, entero, asemejándose cada vez más a lo elástico de la madrugada.
Que se me atraganta.

Y entre tanta y tanta estrella, se me cruzaron mil y una palabras que por decir quedan.
Y sé que si no me salen no es por falta de experiencia
ni de espacio
ni de tiempo.

No es eso lo que me falta.
Tampoco lo que me sobra.

Hoy sólo sé ser el suspiro que se me quiebra
de frío
al ver caer una lágrima
por el hastío
de mi rostro inexpresivo.

3 comentarios:

  1. Esa vacía sensación de sentir que te fundes con la noche cuando caminas sola entre el silencio y bajo las estrellas... Lo entiendo.
    ¡Felices fiestas, duende! Hacía mucho que no te leía y ya lo echaba de menos ^^

    ResponderEliminar
  2. Sensación de vacío...
    Preciosidad de escrito :)

    Feliz Navidad! ^:^
    D!SFRUTA!!

    ResponderEliminar

Gracias por bucear en mis sueños.

Buceadores recientes

¿Cuántos bucearon?